Revista Etiqueta

Revista Etiqueta

Arte en las calles de Chicago

Escribe MARIANA MARTÍNEZ – @marimarti94  
Fotografía JAIME NATERA/ BEATRIZ CRUZ

Ciudad de los vientos y cuna de los rascacielos, son los principales títulos que se le acreditan a esta reconocida ciudad, una de las más grandes de los Estados Unidos. En sus rincones brinda tanto a peatones como transeúntes mágicos escenarios conformados por atrevidas arquitecturas. The Bean, El Templo Bahá’í y Marina City destacan entre sus obras más emblemáticas.

The Bean, reflejo ondulado

The Bean
@jaimenateraphotography

El cielo y los edificios más altos de Chicago se reflejan en su pulida y ondulada superficie. Ubicada en el corazón del Millenium Park, despierta la curiosidad y fascinación de quien la visita.  La Cloud Gate, rebautizada como The Bean por su singular forma, es una creación del artista indo-británico Anish Kapoor, ganador de un Premio Génesis, compuesta por 168 placas de acero inoxidable soldadas entre sí de tal forma que sus puntos de unión resultan invisibles. Esta escultura, de 10 m. de altura y 98 toneladas, es desde el 2006 una de las obras más emblemáticas de la ciudad de los vientos.

Casa de Adoración Bahá’í

Templo Bahá'í
@beatrizcruzphotography

Treinta años tomó construir esta superestructura única y duradera. Situada en la villa de Wilmette, Illinois, no solo es uno de los ocho Templos Bahá’í en el mundo, sino también el más grande y antiguo del bahaísmo. Con más de 40 m. de altura, su estructura está compuesta de cientos de paneles de concreto mezclados con cristal de cuarzo y cemento blanco. En la ornamentación de sus columnas se encuentran entrelazados todos los símbolos religiosos del pasado, idea concebida por su arquitecto, el franco-canadiense Louis Bourgeois. Designado en 2007 como una de las Siete Maravillas de Illinois, este lugar sagrado ofrece a  cualquiera que lo visite, sin importar su cultura o religión, una atmósfera de belleza y luz para meditar.

Marina City, ciudad dentro de una ciudad

Marina City
@jaimenateraphotography

Su diseño innovador sobresale entre los rascacielos de Chicago. En la orilla norte del Chicago River en pleno downtown, se encuentra este complejo de torres cilíndricas de 65 plantas y 179 m. de altura, diseñado en 1959 por el arquitecto estadounidense Bertrand Goldberg. Las viviendas que lo conforman, ampliadas al exterior a través de balcones semicirculares, permiten admirar las mejores vistas de la ciudad.  El Marina City, primer edificio de EEUU construido con grúas torre, no solo cuenta con apartamentos familiares sino también con espacios comerciales como la sala de conciertos House of Blues, la bolera 10 pin y los restaurantes Bin 36, Smith and Wollensky y Dick’s Last Resort. Este lugar debe su nombre al puerto deportivo para yates que alberga debajo de su plataforma al nivel del río.

 

 

 

 

 

Compartir

Articulos relacionados

Chalet Solelyâ – En la cima del cielo

Enmarcado por una cadena de montañas, esta cálida vivienda propicia el disfrute de la naturaleza. Construida bajo los parámetros de la onda eco, aprovecha al máximo los rayos del astro rey mientras despliega sencillez y buen gusto Escribe Alejandro Celedón Mendoza Fotografía Alexandre Mermillod / www.onixstudio.com Concebida inicialmente como la[…]

Leer más »
Miami

2000 Ocean: torre de lujo al norte de Miami

El nuevo proyecto diseñado por el arquitecto mexicano Enrique Norten, un edificio boutique en un área privilegiada al norte de Miami  Hallandale Beach, con su franja virgen de arena blanca y palmeras, es el escenario de 2000 Ocean, un moderno edificio de cristal de 40 pisos y enclave residencial privado, que ofrecerá a sus[…]

Leer más »

Deja una respuesta